martes, 15 de mayo de 2007

La doma y castración de Galicia (otra mentira de Castelao)

Nunca te acostarás sin saber una cosa más. Gracias a los amigos de Coruña Liberal, me entero hoy que la legendaria y memorable frase "doma y castración del reino de Galicia" no nació de la pluma del gran cronista aragonés Jerónimo Zurita, sino del magín manipulador del padre de la patria galega, Rodríguez Castelao. Eduardo Pardo de Guevara y Valdés, director del Instituto de Estudios Gallegos Padre Sarmiento, lo explica claramente en un breve y enjundioso ensayo, cuya lectura recomiendo. Muchos de los mitos del galleguismo quedan allí raudamente destruidos.
En primer lugar, recoge la cita literal de Zurita:
En aquel tiempo se comenzó a domar aquella tierra de Galicia, porque no sólo los señores y caballeros della pero todas las gentes de aquella nación eran unos contra otros muy arriscados y guerreros, y viendo lo que pasaba por el conde [de Lemos] -que era gran señor en aquel reino- se fueron allanando y reduciendo a las leyes de la justicia con rigor del castigo
Como verán, Castelao se inventa la palabra "castración" que es la que convierte en memorable la cita. Lo otro, lo de la doma, es la expresión contemporánea para explicar la necesidad de los reyes de aplacar las constantes querellas de nobles laicos y príncipes eclesiásticos que traían a mal vivir a las tierras gallegas.
Las guerras de banderías eran interminables y el pueblo menudo solicitó de sus reyes que impusieran su autoridad sobre unos nobles que los tiranizaban y saqueaban. Los enviados de los reyes actuaron con prontitud y, para ello, movilizaron sus recursos para acabar con castillos, torres y demás bastiones de unas clases dirigentes levantiscas. El objetivo era allanarles para que se sometieran a -como dice Zurita- las "leyes de la justicia"
Añade Pardo de Guevara una cita definitiva de un historiador galeguista:
A acción dos Reis Católicos en Galicia, que nalgunha ocasión chegou a se considerar "centralista" nun alarde de anacronismo, foi vista na mentalidade colectiva como unha auténtica liberación e o inicio da pacificación do reino, obxetivo que buscara tamén, con menos éxito, a irmandade de 1467 (Lojo Piñeiro)
Lo de los Reyes Católicos en Galicia, lejos de ser un "genocidio", no fue más que una modernización del estado. De hecho, sólo se diferenció de lo que hicieron los países vecinos en que, en esta ocasión, los españoles fueron la vanguardia de su tiempo.

20 comentarios:

  1. Acabo de leer ese ensayo de Eduardo Pardo de Guevara y Valdés que recomiendas. Es magnifico, y pone de manifiesto una vez más –mediante la pura y simple exposición de los hechos y de los textos originales- la intrínseca deshonestidad intelectual del nacionalismo gallego (o sección gallega de la Internacional Nacionalista). Yo siempre había encontrado esa cita de la “doma y castración del Reyno de Galicia”, tan cansinamente repetida por los nacionalistas, bastante sospechosa (como esas historias supuestamente reales que te cuentan a veces y que casi desde la primera palabra atufan asfixiantemente a leyenda urbana); pero mi culposa pereza me había impedido hasta ahora ponerme con los Anales de Zurita para confirmar mis sospechas. ¡Muchas gracias!

    ResponderEliminar
  2. Castelao, además, copia o coincide con una de las grandes falsificaciones históricas de la historiografía nacionalista vasca: el domuit vascones. Aseguraron fray Bernardino de Estella (Historia vasca, 1931) y otros, incluso hasta nuestros dias, que en "las Crónicas" de los reyes visigodos se encontraba esa frase constantemente repetida, lo que indicaría que no habían conseguido esos reyes someter nunca a "las tribus vascas". Otros han atribuido a Isidoro de Sevilla, en su Chronica Hispalenses, esa referencia, diciendo que en esa obra, al final de la historia de cada rey visigodo figura "et domuit vascones".

    Resulta, sin embargo que: no existe esa Crónica de los reyes godos; Isidoro de Sevilla no escribió ninguna Cronica Hispalense. En su Historia de Regibus Gothorum no aparece la frase, como tampoco en ninguna otra de san Isidoro ni en ningún otro autor de la época goda.

    ResponderEliminar
  3. ¡pobre Rouquiño!
    Ya no podrá culpar más a los [i]reis católicos[i] de esa debilidad genital.

    ResponderEliminar
  4. Una pena que no se haga pedagogía de esta mentiras "nacis" en los medios de comunicación...

    Pero bueno, a los nacionalistas les da igual que fuera cierto o no lo dicho por Castelao.

    Para ellos, si Castelao lo dijo, es porque era cierto.

    ¡Y vale ya!...:)

    ResponderEliminar
  5. Esto abre dos perspectivas muy interesantes:

    La primera la ha apuntado Libelista: y es que resulta que el nacionalismo gallego hasta en esto es una vulgar copia del nacionalismo vasco.

    La segunda es no menos inquietante. Dado que numerosos historiadores de por aquí (algunos catedráticos de Universidad y todo) han repetido el mantra ese la “doma y castración” poniéndolo incluso como clímax en sus libros de texto, la pregunta inquietante es..... ¿qué credibilidad merecen estos “historiadores” que no acuden a las fuenttes? ¿qué credibilidad tienen estos “historiadores” que dan crédito ABSOLUTO a lo que dijo un pobre hombre, Rodríguez C. (vaya con el apellido “Rodríguez”, parece que tiene una maldición política), por encima de las fuentes? ¿qué credibilidad tienen esos “historiadores” que citan como fuente de la frasecita la obra de Zurita sin haberla leído y, lo que es más grave, sin citar la fuente en la que leyeron la falsa frase de Zurita?

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. Vaya vaya, pues yo siempre había creído que la frasecita era cierta... Porque así me lo habían contado en el instituto (en clase de gallego, por supuesto). Aún así, como no suelo juzgar el pasado con la mentalidad del presente, no le di demasiada importancia al asunto. Será porque no soy nacionalista y la mayoría de sus "ideaciones" y fantasías se caen por su propio peso... A poco que te pares a pensar.

    Muy bueno.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A menudo me he encontrado con muchas personas llamando nacionalistas a otros cuando ellos lo son también sin saberlo. Esa frase que usted recita de "la mayoría de sus "ideaciones" y fantasías se caen por su propio peso" es totalmente cierta. Lo que dudo es que usted no sea también nacionalista. Cosas tan corroboradas por los actuales historiadores españoles desmontando ideacciones y fantasías del nacionalismo español, lo son por ejemplo el hecho de que los habitantes de la península española ODIABAN a los visigodos y entre ellos y los judíos, facilitaron la entrada de los musulmanes (que no eran tan musulmanes en realidad si no bereberes, muchos de ellos cristianos) en la península. Sin embargo, el estado español siempre ha echado mano de esa falacia de que España ya existía con los visigodos. Tal mentira lo es por tiplicado por cuanto que el término España no nacería hasta el año exacto de 1500, que el territorio dominado por los visigodos alcanzó tanto a lo que hoy llamamos España como a Portugal y no solo a España y por último por que los textos en los que se basaron para demostrar tales ideas son los textos alfonsinos declaradamente manipuladores de la realidad de la que hablan. Otro ejemplo es que la palabra reconquista no aparece por ningún lado hasta el siglo XIII mencionada de soslayo y no vuelve a mencionarse hasta el siglo XIV. Pero el nacionalismo español se ha encargado de enseñarnos otra cosa en nuestra etapa educativa. En clases de historia, por supuesto...

      Con todo esto, solo pretendo recordarles a los que ya lo sepan y abrirles la mente a los que no lo supiesen, que el mayor nacionalismo de la península ibérica es el español. Y que si pretendemos ser antinacionalistas, más nos vale fijarnos primero en el peor de todos que no es otro que el español. Y luego ya nos ocuparemos de los demás.

      Eliminar
  8. Ideaciones y fantasías de los nacionalistas, por supuesto.

    ResponderEliminar
  9. Claro, en realidadede debemos confiar na versión da historia dos vencedores, porque como todo o mundo sabe os Reis Católicos eran verdadeiros filántropos precursores da democracia. Unha cousa é que a frase empregada por Castelao non sexa exacta e outra moi distinta que os Reis Católicos viñeran salvarnos e aplicar "xustiza". Non hai máis que mirar para a historia de Lationoamérica para entender o concepto que de xustiza tiñan eles dous...
    Seguro que daredes coa verdade da historia lendo aos cronistas dos vencedores...
    Por certo, o texto é este(adaptado ao castelán actual, tirado de http://gl.wikipedia.org/wiki/Doma_y_castraci%C3%B3n_del_Reino_de_Galicia
    "Galicia se redujo a las leyes de la justicia, a donde el rey puso audiencias. En aquel tiempo se comenzó a domar aquella tierra de Galicia, porque no sólo los señores y caballeros della pero todas las gentes de aquella nación eran unos contra otros muy arriscados y guerreros, y viendo lo que pasaba por el conde -que era gran señor en aquel reino- se fueron allanando y reduciendo a las leyes de la justicia con rigor del castigo. Volvió el rey de Galicia a Salamanca en fin del mes de noviembre, y desde aquella ciudad se envió su audiencia real formada a Galicia, para que residiese en aquel reino y con la autoridad de los gobernadores y jueces que allí presidiesen y con rigurosa ejecución se administrase la justicia; y el arzobispo de Santiago les entregó su iglesia habiendo pasado por el estado del conde de Lemos y por todas las otras tierras de señores que hay hasta llegar a su arzobispado sin ser recibidos los oidores: tan duros y pertinaces estaban en tomar el freno y rendirse a las leyes que los reducían a la paz y justicia, que tan necesaria era en aquel reino, prevaleciendo en él las armas y sus bandos y contiendas ordinarias, de que se siguían muy graves y atroces delitos y insultos. En esto y en asentar otras cosas, se detuvieron algunos días el rey y la reina en la ciudad de Salamanca."

    ResponderEliminar
  10. voy a escribir en el idioma predominante en el blog, por si no me entendeis:

    es una pena ver como se esfuma el poco orgullo que nos queda.

    En la misma sección de la wikipedia de la que habla emma, se tiene a las gentes de esa "nación" como arriscadas y guerreras... 500 años despues, tras un proceso de humillación constante han conseguido que el prototipo de gallego sea el de " si te encuentras a un gallego en una escalera no sabes si sube o si baja"

    Es una vergüenza leer ciertas cosas... por cierto ¿copia del nacionalismo vasco? Pero tu lees algo? cuando salgas de compras quita 30 min de tu visita habitual al corte inglés y entra a una buena librería.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. He encontrado este blog, por casualidad.
    En los comentarios que anteceden, noto un gran desconocimiento de la historia, probablemente interesado. Trasciende además un rencor a los nacionalismos que no entiendo.
    La han tomado con D. Daniel R. Castelao. El Sr. Castelao era médico, y no historiador. La palabra "doma", la encontró explícitamente escrita en el texto del Sr. Zurita, y la palabra "castración", es una licencia relativa que se toma, porque esta palabra está implícita en el texto. Y me remito a la historia.
    El Sr. Dekarde, se descalifica por si mismo, al hablar de "la intrínseca deshonestidad intelectual del nacionalismo gallego" ( ¿y porque no del nacionalismo español?), y ante estos argumentos,no tengo nada mas que decir.
    El Sr. Libelista, profundo conocedor a lo que se ve, de los textos medievales, parece ignorar que en Galicia hubo una monarquía, cuando en el resto del país se descomponía el imperio romano, y los godos aun estaban de viaje.
    Y brevemente vamos con Isabel la Católica. Al margen de la historia oficial, esta Sra, usurpó un trono que no le correspondía. Era la cuarta en la línea sucesoria:Su sobrina Juana, fue declarada bastarda, sus hnos. Enrique y Alfonso, murieron "casualmente" envenenados, y la Isabel se alzó con el trono. Creó un estado ferreamente centralista, con una policía política, la Sta. Hermandad,y una policía del pensamiento: La Sta. Inquisición (¿les suena de algo?). Asesinó, legalmente por supuesto, a mas de 10.000 (diez mil) judaizantes, herejes(?) y disidentes, y mas de 200.000 conocieron sus métodos represivos en todo su reino. Considerando la población total del país en la época, estas cifras son tremendas. Y esto, prafraseando a Berceo, escrito lo tenemos, es verdadera hestoria. Por eso, algunos pensamos, que con datos contrastados, el Sr. Castelao, pudo haberse quedado corto en lo de "doma e castración de Galicia"

    ResponderEliminar
  13. DESDE ARGENTINA, DONDE EL PUEBLO GALEGO HIZO UN APORTE LABORAL Y CULTURAL IMPORTANTISIMO LES CUENTO QUE HAY UN TROVADOR LLAMDO LITO NEBBIA QUE ESCRIBIO A RAIZ DE UNA PELICULA SOBRE EVA PERON...
    ...SI LA HISTORIA LA ESCRIBEN LOS QUE TRIUNFAN ,,, ENTONCES ES QUE HAY OTRA HISTORIA,,,, LA VERDAERA HISTORIA,,, QUIEN QUIERA OIR ,,QUE OIGA...
    Y ASI ES...
    UN ABRAZO FRATERNAL A LOS HERMANOS GALEGOS..
    EDGARDO JUAREZ GONZALEZ.
    edgardojuarez@hotmail.com

    ResponderEliminar
  14. ver también
    http://juanjulioalfaya.blogspot.com/2011/08/jeronimo-de-zurita-y-castro-doma-del.html

    ResponderEliminar
  15. ¿Pretenden acusar al nacionalismo gallego de falsear un poco la realidad histórica gallega y no se atreven a decir en voz alta la inmensa maraña de mentiras y anacronismos creados por el nacionalismo español para engrandecer artificialmente el pasado español? Creo señores y señoras que criticar al nacionalismo gallego para defender al nacionalismo español, suena a chiste. Si hemos de criticar a un nacionalismo, critiquémoslos a todos (acción que ni arriba ni en los comentarios veo por ningún lado). Y con más fuerza al que más fuertemente haya deformado la realidad histórica por cuanto que será el más peligroso de todos ellos. Y este no es otro que el nacionalismo español. Con razón se ríen tanto en Alemania donde, los historiadores germanos parecen preocuparse más que los historiadores españoles por desmontar las falsedades históricas españolas. Y no crean que no hacen lo mismo con su historia. Tan solo que no les gusta admitir fuera de sus fronteras lo cafres que fueron en el pasado sus historiadores nacionalistas. Son estos nuevos historiadores alemanes los que demostraron que la inquisición española no había sido la peor de Europa. Pero también fueron ellos los que dijeron que la mal llamada reconquista jamás había existido como tal. Por suerte, hace ya unas cuantas décadas que los propios historiadores españoles han dejado de cargar el nacionalismo españolista en sus plumas y son un poco más objetivos. Decir que Castelao adornó la realidad y que, por ejemplo, Pardo de Cela no fue el mártir que algunos galleguistas dicen, es tan peligroso como decir que Isabel la Católica solo intentaba establecer por medio de las hermandades un gobierno central por el bien de todos o que Carlos I y su hijo Felipe II no prohibieron las demás lenguas unas décadas después de la muerte de Isabel. Ambas son falacias nacionalistas basadas en medias verdades y con toda la intención del mundo en encumbrar a la propia nación. En el primer caso a la gallega y en el segundo a la española.

    Conclusión: un mentiroso no puede llamar embustero a otro y pretender que lo crean los demás. Léanse textos que estén absolutamente carentes de sospecha nacionalista y déjense de criticar al nacionalismo gallego. A menudo, los verdaderos problemas están dentro de casa y no en la de los demás.

    PD. Un ejemplo de texto neutral sería este que a continuación colgaré. Aunque dudo que muchas personas lo lean por cuanto de extenso y exhaustivo tiene. En el se desmonta lo que ustedes comentan de Castelao pero también se tiñe de realidad la supuesta bondad de Isabel I. Y eso que se deja en el tintero ciertos detalles sobre la mal llamada Católica:

    http://www.arbil.org/117oliv.htm

    ResponderEliminar
  16. A la Isabel, lo de Católica tiene que ser por su ejemplar sumisión a la jerarquía eclesiástica: Falsificó una bula papal para casarse con el Fernando y mas tarde, cuando el propio papa Alejandro VI asustado, le recriminó por los numerosos abusos/asesinatos cometidos usando la Inquisición de tapadera, no le hizo puñetero caso.
    La realidad histórica gallega, entre otras, ha sido ocultada bajo el manto del nacionalismo español. El nacionalismo español, es el resultado en gran medida de una publicación del Sr. Sánchez Albornoz, de primeros del S.XX, donde construye una fábula sobre la historia de los siglos VIII al XIII a la mayor gloria del de la Una, Grande y Libre Nación Española y que fue dogma de fe en el sistema educativo franquista y años posteriores. La realidad es que el Sr Sánchez Albornoz, quiere ignorar muchas de las fuentes de aquellos siglos, cuyos datos eran ya conocidos cuando elaboró su tesis. Actualmente , las aportaciones realizadas por historiadores serios, demuestran que el Sr. Sánchez Albornoz además de gran medievalista, fue también un gran poeta lírico , por decirlo de una forma elegante. El principal argumento del nacionalismo centralista es la imposición por la fuerza, pero carece del rigor histórico que se le reconoce oficialmente y ha actuado como un rodillo, aplastando a las demás realidades periféricas de una forma inmisericorde.

    ResponderEliminar
  17. Hay un episodio poco conocido que nos habla de la catadura de la reina Isabel. Luego de sitiar y conquistar la ciudad de la Málaga musulmana en agosto de 1487 , toda la población ( sobre 14.000 personas) fuereducida a la esclavitud o castigada con la pena de muerte, a excepción de veinticinco familias que pudieron permanecer en el recinto de la morería, como mudéjares. Fueron condenados a muerte todos los renegados cristianos y judios, junto a los musulmanes que se distinguieron en la defensa de su ciudad. El resto esclavizados. La represión ejercida por la reina Isabel (parece ser que el Fernando pasó del tema) superó a la tristemente famosa represión que sufrió Málaga cuando entraron las tropas de Franco 450 años más tarde.

    El rey Fernando decidió aplicar un castigo excepcional y se negó a conceder una capitulación honrosa para los vencidos. Excepto el grupo del mercader Alí Dordux, que rindió la ciudad a espaldas del arráez Hamad al Tagrí o El Zegrí, que resistiría en el castillo de Gibralfaro unos días más. Los 15.000 supervivientes fueron convertidos en esclavos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moralina por todas partes, instrumentalizais el conocimiento del mismo modo y os creeis en posición de juzgar moralmente a hombres de todas épocas. Vosotros no sois la medida de nada, solo un animal castrado que cree contemplar el ideal supremo mirando hacia abajo. Dejar de creeros algo hipócritas, cuando a nada renunciais y estáis "sentaditos en vuestro sofá" tranquilitos juzgando los actos de los hombres. Siempre acompañado de vuestro gran ideario liberal e igualitarista que esgrimen a derechas, izquierdas, centro y mucho más allá, es universal. No estáis en disposición para llegar a formaros un espíritu crítico, ni unos ni otros, sobre la historia introduciendo lo que vosotros llamais "moral".

      Eliminar